¿Santo Domingo avanza?… ¿Hacia dónde?…

Pero ojo, hablamos de una municipalidad cuya preocupación por la cultura, es nula, cero, porque sabemos la formación de origen de nuestro alcalde: mala televisión, peores chistes y telenovelas teatrales, pedirle un programa de Municipalidad y Cultura, seria terminar de atrofiar a la población bajo su cutre manto.